sábado, 2 de mayo de 2015

Nanopiel electrónica táctil para la detección temprana del cáncer de mama.

Una especie de piel electrónica hecha con nanopartículas para la  detección precoz del cáncer de mama fue desarrollada por investigadores del Centro de  Materiales y Nanociencia de la Universidad de Nebraska. En la construcción de la piel electrónica táctil (capaz de sentir textura y rigidez relativa) se utilizaron polímeros (polielectrolitos de clorhidrato de alilamina  y poliestirenosulfonato) en combinación con nanopartículas de oro de 10 nm (nanómetros) y nanopartículas de sulfuro de cadmio de 3 nm. La estructura de capas múltiples se compone de tres capas de nanopartículas de oro y dos capas de nanopartículas de sulfuro de cadmio separadas por nueve capas de los polímeros. El conjunto se depositó sobre un sustrato de óxido de indio-estaño (ITO) utilizado como electrodo inferior,  mientras un papel de aluminio se utilizó como electrodo superior. En sus pruebas, los investigadores simulan bultos en una pieza de silicona y presionan el dispositivo contra ella con la misma presión utilizada por un  médico durante el examen de mama. Los resultados fueron significativamente mejores en cuanto a la capacidad de detección. Con el dispositivo fueron capaces de detectar un bulto artificial de 5 milímetros de ancho, mientras  exámenes clínicos de mama realizados por los profesionales generalmente no se suelen encontrar bultos de hasta 21 milímetros de ancho. Se estima que si los médicos fueran capaces de detectar irregularidades de 10 mm las posibilidades de supervivencia de un paciente serían de un 94 por ciento. La prueba también ofrece algunas ventajas sobre otras técnicas de detección como la resonancia magnética (es muy costosa) y la incómoda mamografía, a menudo insuficiente para mujeres jóvenes o mujeres con tejido mamario denso. La piel electrónica táctil de nanopartículas también podría ser utilizada con la finalidad de detectar en los pacientes melanomas incipientes o para adicionar tacto a las manos del robot. Toda una forma nanotecnológica de sentir.


Lectura complementaria: