sábado, 10 de diciembre de 2016

Nanopedagogía. ¿Podrá la nanotecnología llevar el conocimiento directamente al cerebro?

Un año después de que Nicholas Negroponte fundara, junto a Jereme Wiesner, el MIT Media Lab (Instituto Tecnológico de Massachussets), un laboratorio interdisciplinario considerado uno de los principales centros de innovación del mundo vinculado a la neurobiología y la robótica;  dictó una conferencia (1984) en la cual  lanzó varias predicciones acerca de cómo podría ser nuestro futuro. El ahora Director del Laboratorio, cuya puntería profética quedó demostrada en otras ocasiones, conjeturó con la posibilidad de que el conocimiento pueda depositarse directamente en el cerebro, luego de ingerir una pastilla con nanorrobots para liberarlos al riego sanguíneo y desde allí se introduzcan en los capilares conectados con  las neuronas. Dice a modo de ejemplo: “En el futuro aprenderemos idiomas tomando una pastilla”. 36 años después, en noviembre del año 2016 publicamos en Biotecnología & Nanotecnología al Instante el artículo “Neuronanorobots & cerebros humanos artificiales.” en el cual se da un amplio panorama sobre el estado actual de nanoneurorobótica y su contribución para el estudio estructural y funcional del cerebro humano. Decíamos “En el artículo “Human Connectome Mapping and Monitoring Using Neuronanorobots” publicado en la revista científica Journal of Evolution & Technology, investigadores de la Universidad de Minho (Portugal) proponen tres clases específicas de neuronanorobots: los endoneurobots, los gliabots y los synaptobots. Los tres en conjunto pueden de forma no destructiva  monitorear la estructura y los cambios estructurales que ocurren en los 89.000 millones de neuronas y en las  2,42 x 1014 sinapsis del cerebro humano y a la vez procesar los 4,31 x 1015 picos/segundo de información funcional eléctrica de la red neuronal y sináptica..” “Tales neuronanorobots deberían conservar la información estructural y funcional subyacente del cerebro con la temporal-espacial apropiada, constituyéndose no sólo en la base para comprender el funcionamiento del cerebro humano (Human Brain Project, de la Comunidad Europea y Brain Activity Map, de los Estados Unidos),  también para ingresar software a los cerebros naturales o artificiales construidos con nanochips neurosinápticos”. Una nueva forma de llevar conocimiento directamente al cerebro.
-Me da una píldora de historia,  una de química  y una de chino mandarín…

Video complementario:
Conferencia de Nicholas Negroponte